Como podéis observar cuando se monta un mueble es inevitable que la cabeza del tornillo no se vea, por lo que el conjunto del mueble no queda estéticamente bonito.

Pero existe una fácil solución:

Para ocultar la cabeza de los tornillos visibles y también los herrajes como bisagras e imperfecciones en el material utilizado.

Se les conoce como «Tapatornillos o embellecedores».

Amplia gama

Hay una gran variedad de tapones en colores lisos como el blanco, negro….. en acabado imitación a la madera como el roble, pino, haya, etcétera, hay incluso metalizados y pintables.

Se pueden encontrar con diferentes texturas y medidas.

Un gran abanico de posibilidades para sea cual sea el acabado del mueble se pueda encontrar y disponer de un embellecedor adecuado al material de su mobiliario.

En nuestro apartado de productos, entrando a tapones adhesivos podrá ver el stock del que disponemos en nuestro almacén con sus distintas medidas, colores y acabados.

Aplicación:

La superficie debe estar perfectamente limpia para que el adhesivo no pierda su eficacia